POUNDING METAL FEST XI

lunes, 30 de noviembre de 2009

HALFORD "WINTER SONGS" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Cuando un artista vive amparado por la magnitud de su leyenda, se puede encontrar en la tesitura de poder permitirse hacer lo que le de la gana. Parece ser que esto le ocurre a Rob Halford.

Si te dicen que lo que vas a escuchar tiene como protagonista al ‘dios del metal’ igual hasta te haces ateo. Entiendo perfectamente que haya quien quiera hacer cosas diferentes y tal pero imaginarse a este hombre en un trineo en lugar de su célebre motocicleta es como de chiste.


“Winter Songs” lo firma Rob Halford como Halford, aquella banda que nos impresionó con “Resurrection” y como tal, toca reseñarlo.


Este hecho de darle al villancico no es nada nuevo, Twisted Sister ya hizo algo parecido y no sé si Parchís también. El caso es que Rob Halford se nos disfraza de Papá Noel y se pone a regalarnos caramelos y golosinas navideñas. Pero falta más turrón, del duro.


Este disco se compone de una sucesión de temas de motivo navideño mayormente, aunque su comienzo pueda parecer otra cosa. El arranque es esperanzador con “Get Into Spirit”, un tema de puro metal marca de la casa. Pese a ser un buen tema, echo de menos esa naturalidad en la voz de Halford, aquel torrente con el que nos embelesaba antaño. Ahora suena todo con mucha más artificialidad.


El siguiente también tiene un pase. “We Three Kings” es un clásico navideño conducido a unos terrenos más heavys en el que su riff es, para mí, lo mejor de todo el disco. “O Come O Come Emanuel” se cimenta sobre una base rítmica muy parecida a la de la versión de “Diamonds & Rust” que Judas Priest hizo de Joan Baez en los años setenta. ”Winter Songs” es un tema muy lento, una balada bastante insulsa, la verdad. ”What Child Is This?” es un villancico del siglo XIX y a partir de él, comienzan una sucesión de canciones ajenas al metal que se mantendrá hasta el final del trabajo. ”Christmas For Everyone” comienza con unas campanillas para tornarse en un tema navideño de aires rocanroleros bastate ñoño. ”I Don´t Care” recuerda un poco a la etapa de “Turbo” de Judas Priest pero enfocando la temática del tema hacia el estadio navideño. Aún así sigue sin ser gran cosa. A vueltas con la navidad, llega ahora ”Light Of The World”. Podría profundizar un poco más en los temas pero realmente no merece la pena. ”Oh Holy Night” es otro villancico ancestral que bien se podía quedar como estaba, porque para este viaje no se necesitan alforjas. ”Come All Ye Faithful” es la excusa perfecta para darle al ‘stop’ antes de que se acabe el disco (si es que no lo has hecho antes) o terminar de los villancicos hasta los mismísimos.


Si de verdad le pides este álbum a los Reyes Magos, estarás perdiendo puntos en tu carnet de heavy. Yo, personalmente, veo esto y echo mano del “Science Of Annihilation” de Cage. Ahí sí hay Heavy Metal de verdad y una voz en pleno apogeo.


viernes, 27 de noviembre de 2009

BEETHOVEN R. "MÁS VALE TARDE QUE NUNCA" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Ha pasado todo un lustro desde que estos madrileños editaran su último trabajo, “El Legado De Judas”. En ese tiempo Beethoven R. ha vivido una auténtica travesía por el desierto. Muchos problemas y dificultades que han provocado, entre otras cosas, este retraso en el lanzamiento de un nuevo álbum. Durante todo este tiempo hemos visto cómo Iván Urbistondo volvía como cantante, cómo tras algún que otro cambio de guitarrista Chechu González se convertía en miembro actual, o cómo unos serios problemas cardíacos de Pepe Mari obligaban a buscarle un sustituto temporal (Juan Carlos Adeva “Moreno”) que, definitivamente, se haría con el puesto de bajista de la banda. En medio de este vaivén de músicos, huelga decir que José Luis Sáiz y Antonio Alcoba se mantuvieron inamovibles en el seno del grupo. Para desliar un poco la situación, el conjunto queda como sigue: Iván Urbistondo (voz), José Luis Sáiz (guitarra), Chechu González (guitarra), Juan Carlos Adeva “Moreno” (bajo) y Antonio Alcoba (batería).


Otro de los hechos importantes en este periplo (y posiblemente determinante para la demora de este álbum) fue la ruptura con el sello Avispa, quedando pues, sin contrato discográfico. Finalmente, “Más Vale Tarde Que Nunca” (Odín Producciones) vería la luz al final de un largo túnel este otoño.


Por todo esto, “Más Vale Tarde Que Nunca” es un título más que adecuado, aunque también le hubiera ido al pelo uno como “Nunca Es Tarde Si La Bicha Está Buena”, ya que la temática de las chichas siempre está presente en los discos de Beethoven R. Era una broma.


Producido por el guitarrista José Luis Sáiz y ayudado por Israel Minaya, el resultado es llamativo por el hecho de ser un cuarto disco que, atendiendo a la producción suena peor que sus predecesores. Me da que este álbum se ha hecho con cuatro duros. Pero de modo consciente o no, este sonido tan crudo le da un aire más rocanrolero aún si cabe a las composiciones de la banda.


Musicalmente, el disco refleja que las características sonoras del grupo siguen intactas, de hecho no parece que haya pasado tanto tiempo desde su anterior “El Legado De Judas”. Estamos ante una continuación natural.


Todas las señas de identidad de Beethoven se encuentran aquí. La inicial “No Somos Nada” es un tema muy directo, clásico en las composiciones de la banda. Bastante más accesible resulta “Lejos De Ti”, con su hard melódico más cercano a las canciones de “El Legado De Judas”. Todo sigue sonando a Beethoven R. en “Llanto Final”, mientras que las partes iniciales de batería de “Hazme Tuyo Esta Noche” tienen un aire al “Lift U Up” de Gotthard para adentrarnos en ese aire macarra y vacilón de los madrileños.


“Loco” es más hard, con unas guitarras fuertes y sucias. No podía faltar una balada y “Y Dónde Estás” se convierte en el momento tierno del álbum. “Quiero” es otro tema muy típico de Beethoven R. y uno de los que destapan más claramente las carencias en la producción. Aquí sobre todo, se contempla que el tratamiento de la batería debería estar más logrado.


"Soy El Mejor” saca de nuevo la vena vacilona del grupo, antes de llegar a un tema “Algo Más” diferente. En “Algo Más”, vemos a unos Beethoven R. más aoreros y con un ligero tufillo al “Thrills In The Night” de Kiss. No obstante, es uno de los temas que más me han calado. “Va A Ser Que No” es más dura, más heavymetalera y ”Whisky Y Rock N´ Roll” les devuelve al terreno hard en el que se desenvuelven con soltura. Dejan para el final un ‘reprise’ de “Y Dónde Estás”.


Si tuviera que buscar un titular sería “El Legado Del Legado”, aunque sin llegar al mismo nivel. Sin embargo, no defraudará a sus fans para nada.




www.myspace.com/beethovenr

miércoles, 25 de noviembre de 2009

ANDRALLS "ANDRALLS" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Cuarto disco de estudio el que salta a la palestra de estos brasileños de Sao Paulo, editado en su momento por Free Mind Records/ Distro Rock a nivel nacional para su país, y que tras la reciente firma de un contrato con el sello Xtreem Music, abre las puertas a un mercado mas amplio.


Facturando el trabajo Cleber Orsioli (voces y guitarra), Eddie C. (bajo) y Alexandre Brito (batería).


Hay que destacar que esta es la primera entrega comandada por el nuevo miembro Cleber Orsioli.


Contando con 12 temas:


01. Two Sides

02. Crosses Shall Burn

03. In The Eyes of The Killer

04. You Mean Shit

05. Last Enemy

06. Blind Leads the Blind

07. My Hate Will Never Die

08. Dynamite

09. Global Decadence

10. Not Dead Yet

11. Lets Kill Again

12. Rage Empire


Nos encontramos con un Thrash metal frenético, pletórico de energía, intenso y contundente, que puestos a recordar y a hacer comparaciones, por qué no hacerlas con sus paisanos y precursores del género en su país; esos Sepultura de tiempos del "Beneath the Remains", salvando distancias entre los paralelismos, ya que la voz de Cleber Orsioli, aunque con un estilo bastante parecido al de el hermano mayor de los Cavalera, Max, se queda en un ‘semi-gruñido’.

El aspecto más notable es la batería, una gran ejecución con blast-beats matadores a cargo de Alexandre Brito, aportando la base rítmica y unificando todo el conjunto.

Si te gustan los sonidos contundentes, no dejes de escucharlos.



http://www.andralls.com.br/

www.myspace.com/andralls

SERPENTA "CIVILIZACIÓN PERDIDA" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


De México y de manos de Moon Records, sale al mercado el segundo trabajo de esta joven banda "Civilización Perdida", continuación de su "Del Silencio a la Verdad", de 2006 producido en Auryn Records.


Y es que si algo nos llama la atención, es el género musical al que pertenecen sus trabajos. Hablamos de Power Metal, y no, esto no es nada extraño, lo que llama la atención es que no es un género que se prodigue en demasía en su tierra natal.


Siendo artífices de este trabajo: Adrián Vanegas (voz), Carlos Almaráz (guitarra), Rodolfo Flores (guitarra), Óscar Rodríguez (batería), Franz García (teclados) y César Flores (bajo).


Y contando con 10 temas:


01. Civilización Perdida

02. Hacia la Nueva Era

03. Herencia Sagrada

04. Quinto Sol

05. Almas Perdidas

06. Equinoccio

07. Plegaria

08. Último Katún

09. La Sombra del Fuego

10. Ninfantropi


Power Metal mexicano de calidad, con todos sus ingredientes; un doble bombo galopante y machacón, aderezado con teclados, salpimentado con las guitarras de Rodolfo y Carlos y el toque de picante, en este caso no en forma de guindilla sino en el de la voz de Adrián Vanegas, aportan su toque personal al plástico.


www.serpenta.net

www.myspace.com/serpentametal

martes, 24 de noviembre de 2009

ALKOHOLIZER "DRUNK OR DEAD..." (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Alguien dijo que lo malo de dejar el alcohol era no saber dónde. Estos chicos deben pensar algo parecido. Son italianos: un cuarteto formado por Alessandro Lucariello (voz), Marco Lai (guitarra), Fabrizio Fele (bajo) y Gabriele Tanda (batería).

En 2007 editaron una demo (“Demo-lizer”) y es ahora cuando debutan discográficamente. “Drunk Or Dead…” es un compendio de sexo, humor, rock n´ roll y alcohol, mucho alcohol. Todo ello embutido dentro de un Thrash Metal de lo más gamberro.


El compacto se abre con una “Intro” que recrea el sonido de las bandas sonoras de los spaghetti western antes de ponerlo todo patas arriba con “Pay With Your Blood”, que nos pone en la onda con un grito desgarrado y un Thrash Metal de lo más desquiciado y potente. El siguiente tema, “Sardinian Beer”, es todo un homenaje a la birra de su zona. Es la pieza más fiestera y desenfadada del álbum, aún así se apoya en unos riffs matadores y salvajes. “Age Of Mistery” es una tormenta de decibelios al más puro estilo Slayer, aunque en su segunda parte también te puede recordar a los Sepultura del “Arise”.


Si con el nombre de la banda y con la música que practican Alkoholizer resulta ineludible que nos venga a la cabeza la palabra Tankard, figúrate ya con este tema llamado “Alcoholic Metal”. Recordemos que una de las demos previas a la edición del primer disco de los germanos se llamó así. Incluso denominaron así a su estilo particular de entender la música. Pues eso, “Alcoholic Metal” es metal ebrio y cachondo. Un tema sin trampa ni cartón: el eructo es real.


Continuamos con dos temas más de Thrash Metal rápido y virulento, como son “Kill Without Remorse” y “Resuscitate”, justo antes de llegar al corte más diferente del trabajo, “Sick Orthopedic”. Difiere por su marcada y descarada orientación punk, así como su duración, convirtiéndose en la canción más corta y en la que no se privan de descargar adrenalina como posesos. Caña burra.


¿Qué decir de un tema como “Thrash Metal” que se define por sí solo o la final “Drinking Till Death”? Pues quizá que el sonido de está última sea el más indicado para describir el estilo de Alkoholizer. ¡Vaya trallazo para rematar el álbum!


Antes de terminar, es reseñable destacar la labor del guitarrista, que para estar más solo que la una sale bien parado del envite. El disco suena bien, aunque creo que la base rítmica (bajo y batería) está bastante baja. La batería queda en un segundo plano y el bajo es casi indescriptible. Esto no es óbice para disfrutar como un poseso de sus canciones.


Otra banda a tener en cuenta. Si te gusta el Thrash Metal, cógeles la matrícula, y no lo digo porque fueran a ir bebidos.




www.myspace.com/alkoholizer

domingo, 22 de noviembre de 2009

OVERKILL "IRONBOUND" (2010). Review by Heavy Metal Fire.


Si hay una banda prolífera en el mundo del Thrash Metal esa es Overkill. Incombustibles, no dejan de facturar discos y de completar giras. Este 2010 les volveremos a tener entre nosotros, de la misma manera que a primeros de año una nueva criatura de Overkill verá la luz a manos de la comadrona Nuclear Blast. Nosotros hemos podido ver cómo se las gasta el feto.


El primer tema del álbum, “The Green And Black”, arranca de modo incierto. No sabes lo que se te va a venir encima hasta que las guitarras se empeñan en desvelar que estás ante un disco de metal. Del bueno. Riffs cortantes con la peculiar voz de Bobby al mando se encargan de poner las cosas en su sitio, de advertir de la presencia de Overkill. Un tema cañero de más de ocho minutos, muy completo, donde los músicos desgranan sus mayores virtudes. “Ironbound” no da tregua al descanso cervical y alberga uno de los mejores estribillos de todo el trabajo. “Bring Me The Night” profundiza en la caña metálica con un riff más conspicuo a las enseñanzas del rock clásico. El sonido de Motörhead llevado al terreno de Overkill.


Con “The Goal Is Your Soul” bajan la velocidad y centran la composición en sus insistentes riffs, así como en una mística atmósfera que se apodera del tema por momentos. “Give A Little” es más directa, puro Overkill.


Prosiguen con “Endless War” con un buen trabajo del batería Ron Lipnicki. Del mismo modo, la procesión de temas nos deja un trabajo de guitarras más elaborado en comparación con “Inmortalis” sin ir más lejos. "The Head And The Heart" se perfila como uno de los cortes más oscuros. Vuelven a una relativa normalidad con la feroy y veloz a partes iguales “In Vain” y “Killing For A Living”, en la que hay tiempo para degustar cómo Overkill trabaja los coros. “The SRC” es otro potentísimo tema a tener en cuenta. Y hasta aquí hemos llegado.


“Ironbound” lo firman los mismos de la entrega anterior, es decir, Bobby “Blitz” Ellsworth (voz), Carlos “D.D.” Verni (bajo), Dave Linsk (guitarra), Derek “The Skull” Tailer (guitarra) y Ron Lipnicki (batería).


Con esta nueva entrega, Overkill recicla su sonido echando la vista atrás, mirándose en el espejo de su grandeza y para ello ha tenido que desmarcarse de los coqueteos con sonidos más ‘modernos’. Si eres de los que mirabas con recelo a su anterior “Inmortalis”, olvídate y céntrate en que Overkill son una apuesta segura cuando se trata de Thrash Metal. Pero ese Thrash radiante de personalidad y carácter que se conjuga con las ocho letras de Overkill.



www.wreckingcrew.com

www.myspace.com/overkill

jueves, 19 de noviembre de 2009

SHERATÁN, Sala Berlín, Cáceres, 13-11-09. Crónica de Heavy Metal Fire.

Viernes 13. Sheratán presentaba “La Maldición” en Cáceres. Una banda que cuenta con una demo (“Resurrección)” y dos discos (“Reencarnación” y “La Maldición”), no se limitó a ofrecer la típica actuación, y aprovechando la situación de poder explayarse a gusto dieron un exhaustivo repaso a su discografía. Dos horas de concierto que dieron para mucho. Y lo más importante, que el centenar de personas que allí se congregaba saliera encantado con el concierto.


“A Mi Voluntad” prendía la mecha de lo que a la postre sería un concierto incendiario. En estos primeros compases, el sonido no gozó de nitidez, viéndose afectadas las siguientes “La Verdad Envenenada” y “Alas Negras”. Pero en medio de ese barullo sonoro había algo que ya iba quedando contrastado: el enorme potencial de José Salas como batería. ¡Vaya actuación más descomunal la suya! Pero retomemos el hilo y continuemos con el repaso.

Era el momento en el que Sergio Rodas se dirigía al respetable para presentar el siguiente corte; un tema estrechamente vinculado a la denuncia de los malos tratos como es “El Beso Del Mal”, y que supuso el inicio de una paulatina mejoría a una sucesión de canciones que cada vez iban a sonar mejor. Pese a algún que otro previo acople y el ya citado embarullado sonido, todo comenzaba a estar ya más en su sitio, posibilitando que el ciclón de Heavy Metal azotara con más fuerza que nunca.


“Apóstoles De La Mentira” precedía a “La Maldición”, en cuya presentación se aprovechó para recordar que se ha grabado un videoclip para dicho tema que tiene como protagonista al sanguinario noble francés Gilles de Rais, el cual luchó con Juana de Arco en la Guerra de los Cien Años. Todo esto al compás de un frenético Heavy Metal. Sin cambiar de época, continúan musicando la historia con “Doncella De Orleans”, ahora con la mentada Juana como centro del texto. Los temas continuaban sonando realmente potentes como “Sacrifio O Salvación” (una de las que más me gustaron) o la altamente coreada por los fans “Nunca Renunciaré”.

Una pieza que se erigía para abrir fuego en algún que otro concierto de Sheratán, “Dulce Venganza”, quedaba relegada ahora a lo más profundo del grueso del repertorio. No dejaban de caer temas con una energía incombustible como “Siervos De La Tempestad” o la espléndida “Nunca (Agosto 1945)”. Buenísimos. “En Mi Dolor” mostraba otra cara de la banda, algo más melódica y dentro de un perfil más ajeno a sus esquemas musicales. En definitiva, con ella bajaban el pistón, mas no la calidad. Sin demora, vuelve la caña con “Destrucción” y un “Sueño Inmortal” que vuelve a ser otra fuente inagotable de emociones metálicas.


La recta final fue grandiosa. “Condenado” es más que un clásico dentro del repertorio de la banda, y el público enloquece cada vez que suenan sus primeros acordes. También tuvieron el detalle de retomar “Merydhyam”, perteneciente al primer CD y uno de las canciones más powermetaleras de la herencia Sheratán; el público también la acogería con algarabía. “Olvidado” comienza a moverse como pez en el agua dentro del conjunto de temas más representativos del grupo. Toda una proeza dejarla para el final y poder cantarla en condiciones con la dificultad que entrañan los tonos de su estribillo.


Como bien advirtió Rodas, Sheratán no es una banda muy dada a hacer versiones en directo, pero esa noche se antojaba especial. Cuando anuncia Manowar las caras de satisfacción del personal se potencian. El tema era “Thor (The Powerhead)”, pero fue entonces cuando el espíritu del “Blow Your Speakers” (revienta tus altavoces) de Manowar se adueñó de la sala. Me explico: en un lateral observábamos cómo un altavoz comienza a tambalearse con los primeros acordes de “Thor (The Powerhead)”. Parecía como si hubiera cobrado vida, como si caminara… y habría que pararle los pies no fuera que desgraciase a alguien. Colocado cuidadosamente en el suelo, la interpretación del tema no se vio interrumpida en ningún momento, casi me atrevo a decir que sonaba hasta mejor. No importó que Sergio y la lengua de Shakespeare pudieran estar reñidos. “Thor (The Powerhead)” sonó como lo que es: un puro martillazo de Heavy Metal donde el vocalista de la banda nos deleito con unos agudos altísimos. Impresionante.



Pero todos los que conocen al grupo sabían que faltaba algo, otra de las piezas inaplazables en los conciertos de Sheratán. Para “En Nombre De Dios” la entrega de las primeras filas volvió a ser máxima, y la de la banda, más de lo mismo. Heavy Metal en estado puro con la maquinaria perfectamente engrasada y… ¡un altavoz en el suelo! Ahí andaba reposando en el firme de tan inmisericorde embestida metálica. Con este, se ponía fin a una actuación enorme. Otra más.


No quiero concluir sin subrayar algo: las tonalidades que usa Sergio Rodas, guitarra en mano, no están al alcance de cualquiera. Interpretar 20 temas del tirón, casi dos horas sin descanso (no hubo bises) y dejando los efectos y trucos de voz para otros, es todo digno de encomio. Es verdad que en algún tema lo pasó mal pero supo suplirlo con profesionalidad, con tablas, haciendo indescifrables esos apuros para los neófitos de Sheratán. Un diez a su actuación y a la de todo el grupo.



Set-list de Sheratán, Sala Berlín, Cáceres 13-11-09.


01. Intro / A Mi Voluntad.

02. La Verdad Envenenada.

03. Alas Negras.

04. El Beso Del Mal.

05. Apóstoles De La Mentira.

06. La Maldición.

07. Doncella De Orleans.

08. Sacrificio O Salvación.

09. Nunca Renunciaré.

10. Dulce Venganza.

11. Siervos En La Tempestad.

12. Nunca (Agosto 1945).

13. En Mi Dolor.

14. Destrucción.

15. Sueño Inmortal.

16. Condenado.

17. Merhydiam.

18. Olvidado.

19. Thor (The Powerhead).

20. En Nombre De Dios.


http://www.sheratanmetal.webcindario.com/

www.myspace.com/sheratangeisha

miércoles, 18 de noviembre de 2009

MIDNIGHT IDOLS "SWORN TO THE NIGHT" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Tercera entrega de estos americanos de Seattle, y que tras sus dos anteriores trabajos de 2006 y 2008 "We Rule the Night" y "Nightrulers", editados de forma independiente, vuelven con este "Sworn to the Night" (cómo les gusta la noche), esta vez apoyados por Metal On Metal Records, quien se hace cargo de la distribución del mismo. Además se aprecia una notable mejoría en su sonido comparándolo sobre todo con la primera entrega.


El plástico corre a cargo de Diamond C (voces), Thermo (guitarra), Rizzle (guitarra), Theo Cappelle (bajo) y Scott Smiley (batería).


Es reseñable su fantástica portada de manos de Jowita Kaminska (Metal law, Steelpreacher, Metal Inquisitor, etc).


Contando con 8 temas y una duración de 37:08.


1. Sworn To The Night

2. Beyond The Darkness

3. Bloodied And Alone

4. Hatred Is Born

5. Satan's Lullaby

6. Triumph Of The Sinner

7. Curse Of The Crimson Moon

8. Necropolis (City Of The Dead)


No engañamos a nadie, si afirmamos que los temas de este "Sworn To The Night" destilan NWOBHM tamizada a través de un filtro americano. Y es que sus composiciones denotan estructuras clásicas en los riffs de guitarra, como en el tiempo de las melodías y la disposición de los solos. No en vano, esto junto al tratamiento del sonido, le dan ese regusto añejo que acentúa la áspera y sucia voz de Diamond C, facturando un disco que no defraudara a los seguidores de este género.


http://www.midnightidols.com/

www.myspace.com/idols

TARCHON FIST "FIGHTERS" (2009). Review by Sr. Metalawyer.

Italianos de Bologna, Emilia-Romagna. Estos Tarchon Fist, formados por Luigi Sangermano (voces), Luciano Tattini (guitarra), Federico Mengoli (guitarra), Marco Pazzini (bajo) y Andrea Bernabeo (batería), y que al igual que con su anterior entrega perteneciente a 2008 "Tarchon Fist", sacan este "Fighters", a través del sello My Graveyard Productions.

Este trabajo cuenta con una cuidada portada al igual que el libreto, siendo reseñable la edición que cuenta con dos discos, albergando el segundo de ellos interpretaciones de sus temas en directo junto a algún que otro cover.


El disco trae los siguientes cortes:


01. We Are the Legion

02. 3 Days in Hell

03. Fighters

04. Victims of the Nations

05. Flower in the Sand

06. Hammer Squad

07. Thunderbolt

08. Still in Vice

09. Bad Situation

10. Falling Down

11. Earth Song

12. The Gams is Over


Si antes hacíamos alusión a que el trabajo llamaba la atención desde su portada, lástima que no podamos decir lo mismo en el aspecto musical, ya que no siendo un mal disco, flojea en varios puntos, en el nos encontramos a un Luigi Sangermano, que pese a no ser un gran voceras, defiende su puesto, en este caso apoyado por los coros, que son uno de los aspectos más positivos del disco, y le aportan el balance y la fuerza que parece diluirse en varios pasajes del mismo, y es que un poco más de garra no estaría de más. No obstante, el tinte épico queda vigente en sus composiciones, convirtiendo a Tarchon Fist en una buena apuesta de cara a un tercer lanzamiento.



www.tarchonfist.com

www.myspace.com/tarchonfist

lunes, 16 de noviembre de 2009

AGGRESSION: ENTREVISTA NOVIEMBRE 2009.

Aggression es una de las bandas de Thrash Metal con más futuro del panorama estatal. Acaban de irrumpir en la escena con un matador disco, “Moshpirit”, que a todas luces atesora la innegable calidad que se le presupondría a cualquier producto internacional de renombre. Pol Luengo, cantante y guitarrista de la formación catalana, tuvo el detalle de dedicarnos unos minutos. De esto fue de lo que se habló:

Haz el favor de presentar a la banda y comentar algo de la creación de la misma.


Somos Aggression, una banda de Thrash Metal de Barcelona, que se formó a finales del 2005. Aún así, los primeros miembros fuimos Sergio Soto (bajo) y yo mismo, y la formación no quedó cerrada hasta principios del 2006. Formación que todavía se mantiene hoy en día.


Habéis elegido la lengua inglesa para cantar, ¿lo teníais claro desde el principio?


Por supuesto. Todos hemos crecido escuchando música en Inglés, y es así como mejor nos suena, de modo que no teníamos ninguna duda en cuanto al idioma que íbamos a emplear.



Casi la totalidad de las canciones de vuestro MCD de 2008 “Thrasing Your Brain” están incluidas en “Moshpirit”, ¿por qué?


Fueron incluidas por un lado, para que la gente que no pudo escuchar en su día el MCD pueda escuchar ahora algunos de los temas antiguos con un sonido mucho mejor, y por otro lado, porque creíamos que en el MCD habían temas realmente buenos, y no debían ser “desperdiciados”, o al menos algunos de ellos.


Volviendo al MCD, ha sido un éxito pues está agotado, ¿existe alguna posibilidad de que sea reeditado?


El MCD lleva agotado desde Enero de 2009, y actualmente no se plantea la posibilidad de reeditarlo, de ahí que quisiéramos aprovechar algunos temas antiguos para el larga duración.



¿Cómo surgió el contacto para fichar con una compañía más afín a contratar bandas de Death Metal como Xtreem Music?


El contacto con Xtreem Music salió en 2006, dónde compartimos cartel con Avulsed, que es la banda del director del sello, Dave Rotten. Cuando nos vio en directo, a pesar de nuestra falta de experiencia por aquellos momentos, nos dijo que cuando sacásemos algo, que se lo hiciéramos llegar. Así lo hicimos, fue de su agrado, y en seguida nos ofreció para firmar con Xtreem un contrato para dos álbumes.


Tanto la producción como la portada son fabulosas. Poder contar con gente como el productor Erik Monsonis y el ilustrador Ed Repka es todo un lujo. ¿Tuvo que ver la compañía en las elecciones de estos personajes? ¿Cómo surgió todo esto?


Xtreem Music no tuvo que ver con la elección del productor y del ilustrador del álbum. Con Repka, simplemente nos lo sugirió, a lo que nosotros accedimos e intentamos ponernos en contacto con él.


La verdad es que ha sido todo un honor trabajar con dos monstruos como Monsonis y Repka (cada uno en lo suyo), porque ambos son excelentes en su especialidad, aunque en el caso del nombre que tiene cada uno, son casos muy distintos.


Ed Repka es un ilustrador con muchísimo renombre y totalmente consolidado, y en cambio, Erik Monsonis es un jovencísimo y extraordinario productor español que poco a poco se intenta hacer un hueco en éste difícil mundo de la música, con un nombre infinitamente menor al que tiene el ilustrador americano.



Para mi entender, el logotipo de la banda es más propio de una banda de Death Metal que de Thrash. ¿No teméis que pueda llevar a equívocos?


De éste tema se suele hablar bastante, y por eso realizamos un lavado del logo de la banda antes de sacar el álbum, ofreciéndole una imagen más directa, más agresiva y de más fácil lectura. Aún así, el patrón base del logo sí que es cierto que puede recordar a una banda más Deathmetalera, y eso al fin y al cabo, nos da personalidad y facilidad de reconocimiento del logo.


Aunque citáis como influencias tanto el Thrash americano como el europeo, yo noto una inclinación musical más cercana al primero. Últimamente no dejan de aparecer grandes bandas (Warbringer, Havok, Gamma Bomb, Municipal Waste,…), así como retornan a la vida otras clásicas (Artillery, Defiance, Whiplash, Paradox…)¿cuáles son las que más os han sorprendido últimamente?


Eso que comentas es la eterna discusión, sobre a qué suena más Aggression. Algunos dirán que suena más a Thrash de la Bay Area, otros dirán que suena más a Thrash de Los Ángeles, otros que suena más al Thrash de Nueva York, otros que suena más al Thrash germánico, y otros que suena a una mezcla de varios. Creo que no se nos puede etiquetar en una influencia clara de tipo de Thrash Metal, porque en mi opinión, bebemos de varios sub-géneros del Thrash, e incluso de otros estilos cómo el Death Metal, el Crossover o incluso del Metal Progresivo.


Diez discos favoritos de Pol Luengo (Aggression).



“Es muy difícil hacerte una lista con los 10 mejores, porque la lista tendría que ser al menos de 100 para poder ser completa. Aún así, pondré los 10 primeros que me vengan a la cabeza.”


Nevermore – This Godless Endeavor

Anthrax – Among the Living

Annihilator – Never Neverland

Metallica – Ride the Lightning

Exodus – Tempo of the Damned

Megadeth – Rust in Peace

Megadeth – Countdown to Extintion

Angelus Apátrida – Give ‘em War

Iron Maiden – Seventh Son of a Seventh Son

Death – Individual Thought Patterns


Algo que queráis añadir…


Tan sólo animar a los lectores a pasarse por nuestro myspace (www.myspace.com/aggressionband) para escuchar algunos de los temas de nuestro nuevo álbum “MoshPirit”, y para saber cómo pueden hacerse con él. También los animamos a que echen un vistazo a los conciertos de “MoshpiriTour”, la gira de presentación de dicho álbum y si les gusta lo que oyen, les esperamos en los conciertos!!


Un saludo y gracias por la entrevista!

www.myspace.com/aggressionband

viernes, 13 de noviembre de 2009

SACRED STEEL "CARNAGE VICTORY" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Una de las bandas más aguerridas de la escena metálica germana vuelve con su séptimo disco de estudio. Como era de esperar, no hay cambios en el sonido ni en el estilo de Sacred Steel. Ellos a lo suyo, facturar un Heavy Metal con algún tinte épico bajo una actitud fuertemente truemetalera.


Tres años después de “Hammer Of The Gods”, nos llega “Carnage Victory” (Massacre Records), álbum firmado por Gerrit P. Mutz (voz), Jens Sonnenberg (guitarra), Jonas Khalil (guitarra), Kai Schindelar (bajo) y Mathias Straub (batería).


Con la batería a todo meter arranca el disco por mor de “Charge Into Overkill”, un tema cercano al Speed Metal con unos riffs que son puro poder metálico. Ya desde el comienzo, la característica voz de Gerrit le da ese toque diferencial al sonido de Sacred Steel. Prosiguen sin perder un ápice de fuerza con “Don´t Break The Oath”: metal sin concesiones, con una breve parte intermedia que es todo un guiño a Mercyful Fate, si es que el tema no lo era desde su bautizo… (“Don´t Break The Oath” es una de las obras más grandes que ha parido la incomparable banda danesa).


El tema homónimo del disco, “Carnage Victory” discurre por los mismos derroteros que sus predecesoras, aunque opta en fases por una vía más melódica. Seguimos con lo que debe ser todo un cañonazo para el directo, “Broken Rites”, donde la peculiar voz de Gerrit es una baza fundamental y ese contraste con esos contundentes coros le dotan de un atractivo especial.


“Crossed Stained With Blood” es otro tema veloz de puro Heavy con constantes cambios de ritmo aderezado con unos épicos parte coral. “Ceremonial Magician Of The Left Hand Path” resulta algo más lenta pero tiene unos riffs realmente aplastantes. Todo el disco es metal 100%.


Continuamos dándole más pábulo al orgullo metálico con “The Skeleton Key”, justo antes de llegar al corte más sorpresivo del trabajo; “Shadows Of Reprisal”; una corta instrumental con un aire andaluz. Parece como si fuera a aparecer Curro Jiménez por ahí. Menos mal que no. Lo que asoma después es otra pieza metálica de cuero y tachuelas; “Denial Of Judas (Heaven Betrayed)”, donde seguimos con los guiños a grandes referencias de nuestro metal. En esta ocasión el comienzo del tema recuerda al interludio del “Night Crawler” de Judas Priest, luego continúa desarrollándose por unos cauces netamente heavys y se culmina con unos coros rayanos al “Judas” de Helloween.


“Metal Underground” es un himno de verdadera comunión con los fans. En “By Vengeance” se entrecruzan voces más burras con el ya conocido timbre de Gerrit para darle un enfoque diferente a lo que hemos escuchado a lo largo de un disco que termina precisamente con este tema.


Nada que objetarle a una banda que se mantiene leal a sus principios musicales.



jueves, 12 de noviembre de 2009

PICTURE "OLD DOGS NEW TRICKS" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Hay bandas que no deberían haber colgado las botas nunca. Picture es una de ellas. Posiblemente, la mayor banda de Heavy Metal que Holanda ha exportado al mundo está de vuelta con un nuevo CD bajo el brazo 22 años después de que nos dejaran su último trabajo de estudio (“Marathon”, de 1987). Es justo reconocer que el año pasado nos dejaron una grabación en vivo, lo que se presagiaba como un preludio a su retorno discográfico.

La formación actual de Picture no es ajena para aquellos que se deleitaron con su música en la década de los ochenta. Digo esto porque todos habían estado en la banda en algún momento de ese decenio. Veamos: el bajista Rinus Vreugdenhill, el baterista Laurens Bakker y el guitarrista Jan Bechtum son miembros originales, mientras que el vocalista Pete Lovell entró en 1983 y el guitarrista Rob Van Enhuizen lo hizo en 1985. Ellos son los que nos dejan un nuevo retrato en forma de música, “Old Dogs New Tricks” (Hellion Records), lleno de nuevos trucos elaborados con la sapiencia de unos viejos zorros.


“Old Dogs New Tricks” es el encargado de abrir el álbum. Heavy Metal Tradicional. Algo denso para abrir, aunque no tardamos en encontrarnos con “Blood Out Of Stone”, una pieza que rezuma el auténtico sabor de la NWOBHM. Una joya de canción con los mejores solos de todo el álbum. “High On Fire” te enganchará con su riff al más puro estilo Judas Priest de finales de los setenta. No obviemos que Picture se formó en esa época.


Llegamos ahora al tramo más lento del disco. Primero, “Live By The Sword”, donde Picture se recrea con un medio tiempo fantástico y después “Now It´s Too Late”, la balada del plástico; una balada de las de toda la vida con unas interesantes guitarras acústicas que, como no podía ser de otro modo, finalmente se desencadenan los guitarrazos en esta sentida composición.


Puro sonido de la New Wave encontramos de nuevo en “Just Incredible”, de la misma forma que “Who Can You Trust” en la que se aprecian ciertos paralelismos con el “To Hell And Back Again” de Saxon. No es de extrañar, ya que Picture y la banda de Byfford no sólo son coetáneos, sino que también defienden el mismo estilo musical. Incluso me atrevo a decir que se han influenciado mutuamente.


“Opposites Attract” parece compuesta en 1980. Totalmente recomendable para fans de Saxon o Judas Priest de esa época. Sin cambiar su afinidad por la NWOBHM prosiguen con “Chosing Your Sign”, mientras que “A Better Soul” deja entrever el buen gusto de los holandeses por el rock clásico. “Celtic Cross” nos devuelve el puro Heavy Metal tradicional y con la misma camisa se viste “Never In A Million Years”, uno de los cortes más rápidos, erigiéndose como colofón a un álbum más que interesante.


Este disco es paradigma de cómo debe retornar a la escena una banda de metal, ni más ni menos. Si te gusta el sonido de la NWOBHM, estás tardando en hacerte con "Old Dogs New Tricks".



http://www.picture-eternaldark.com/

www.myspace.com/pictureholland

www.rocknrollhell.com/pictureweb

PANZER, Sala Berlín, Cáceres, 06-11-09. Crónica de Heavy Metal Fire.

Panzer es una de esas formaciones que permanecerán por siempre en la historia del heavy rock estatal gracias a los cuatro discos de estudio que nos legaron en la era dorada de ese estilo musical. Desgranando aquellas obras, nos encontramos con verdaderos clásicos, temas inmortales, que un buen día decidieron sacar del baúl para airearlos de nuevo por los escenarios. Cáceres ha sido una de las ciudades que ha podido gozar de la vuelta de Panzer.


Cuando una banda se mantiene alejada largas temporadas de la vorágine musical suele resultar complicado que en caso de producirse una vuelta, ésta se produzca con la alineación clásica u original. Panzer ha sido una excepción, aunque casi hay pleno. La formación que descargó aquella noche está compuesta por los originales Carlos Pina (voz), Fernando Díaz-Valdés (bajo) y Rafael Ramos (batería) y el “nuevo” en la formación: el guitarrista Miguel Ángel ”Cachorro” López, que ha tocado en Wild Side, Coz, Silver Fist y Punto De Mira, del mismo modo que ha coincidido con Díaz-Valdés y Rafael Ramos en Harakiri.



La sala Berlín presentaba un aspecto inmejorable. No en vano, se celebraba su 18 aniversario de un modo muy especial. Se palpaba la impaciencia y la expectación por un concierto esperadísimo y se armaba el guirigay nada más comenzar el mismo, aunque la gente tardó un poco en imbuirse de lleno en la actuación. “Escapa” fue el tema encargado de abrir fuego, un tema no tan popular como tampoco lo son los dos que le sucedieron; “Arriba” y “Sube Un Escalón”.


No fue hasta el cuarto tema, “Gedeón”, que la peña empezó a meterse de verdad en el concierto. Ahí situamos el punto de partida de una verdadera sucesión de clásicos del heavy patrio. Con la participación del público cantando muchos de los estribillos, poco a poco caían “Toca Madera”, “Galones De Plástico” y “Perro Viejo”, hasta llegar a uno de los momentos más emotivos: la interpretación de la balada “Junto A Ti”.




Se seguían sucediendo los temas a ritmo de “Caballeros De Sangre”, “Fuego Prohibido”, “No Hay Quien Nos Pare” y mi favorita “Dios Del Rock”. Todo parecía llegar a su fin con la ineludible “Panzer”, pero al grito de “ese Panzer no se va” los madrileños tuvieron que dejarnos una última pieza; una canción que bien podían no tener preparada, porque la definitiva “Número Negro” no es que goce de la fama requerida para ser un verdadero fin de fiesta en un concierto de Panzer. Con ella acababa una actuación que si bien resultó emotiva por revivir parte de la historia de nuestro Heavy Metal, también dejó patente que el mazo del tiempo no perdona y que ha golpeado con fuerza a una banda que ya vivió sus mejores tiempos.



En cuanto al set-list, diremos que estuvo bastante bien equilibrado en lo que a la representación de su discografía respecta, quedando sus cuatro álbunes representados con al menos tres temas cada uno. Pero lo mejor de todo la gente: con días de antelación provocó que se colgara el cartel de no hay billetes, dando pábulo al disfrute de otra noche de Heavy Metal en Cáceres.