POUNDING METAL FEST XI

martes, 29 de septiembre de 2009

ANNIHILATOR "SET THE WORLD ON FIRE" (1993). Review by Heavy Metal Fire.


Este mismo año se reedita uno de los discos más populares y a la vez controvertidos, por lo que supuso en su época, de los canadienses Annihilator, “Set The World On Fire”. Lleva el añadido de dos temas extras que se corresponden con la versión de “Hell Bent For Leather” (Judas Priest) que grabó la banda y con la versión acústica de la ya por sí balada “Phoenix Rising”.


Corría el año 1993 y Jeff Waters, fundador de Annihilator, tan sólo conserva la compañía del bajista Wayne Darley si ponemos la vista en los miembros originales. Los nuevos componentes son Aaron Randall a la voz, Mike Mangini a la batería y Neil Goldberg como segundo guitarra. Con este equipo se publica “Set the world on fire” contando como ingeniero con Max Norman, por entonces también productor de Megadeth.


Su nueva propuesta musical conlleva un sonido totalmente renovado. El tema que daba título al disco, de temática medioambiental se eligió como primer sencillo y como no podía ser de otro modo vino acompañado por un videoclip de apoyo. Era uno de los cortes más agresivos del disco, pero ahí ya se notaba que la dureza musical de los canadienses había menguado.


El tema más llamativo e inesperado fue la balada “Phoenix rising”, que verdaderamente abre unas nuevas miras para el grupo y que pese a sus detractores no elude ser uno de los grandes momentos del álbum. Waters se inspiró en la muerte por cáncer de su tía y quiso homenajearla de este modo. También quiso recordar a su ex-novia con los temas “Bats in the belfry” y “Snake in the grass” que no son precisamente un tributo, más bien hablan de esta chica en cuestión no con mucho cariño. “Knight jumps the queen” y “Brain dance” son la típica letra tonta de Annihilator. “No zone” es el corte más rápido del disco pero en ningún momento casa con los patrones del Thrash metal. En general los temas circulan por un por un camino más lindante al Heavy clásico y al Power de finales de los ochenta, siendo en ese terreno donde el disco alcanza su magnitud.


Tres años después Waters lo analizaba de este modo: “Nuestro tercer disco, ‘Set the world on fire’, fue el más comercial y fue el único en el que pensamos concienzudamente con anterioridad porque Roadrunner, nuestra anterior discográfica, nos quería hacer más famosos y me pidió que compusiéramos algunos temas más comerciales. Para mí no fue nada difícil porque suelo escuchar desde Madonna a speed y Heavy Metal. Esto nos hizo perder parte de los seguidores más acerrimos en Europa, pero tampoco fue tanto error porque ‘Set the world on fire’ fue el álbum que más vendió en Japón.”


Nada más editarse este trabajo se anuncia una gira europea acompañados de los suizos Coroner.

lunes, 28 de septiembre de 2009

THE GATES OF SLUMBER "HYMNS OF BLOOD AND THUNDER" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


The Gates Of Slumber es un trío liderado por el cantante y guitarrista Karl Simon, único superviviente de los albores del grupo. Sus dos acompañantes en la actualidad son el bajista Jason McCash y el batería “Iron” Bob Fouts. Oriundos de Indianapolis, Indiana, USA, la historia de esta banda comienza allá por el año 1998. Tras unas demos, por fin editan su primer largo en 2004 (“The Awakening”) y ya en este 2009 pertrechan su cuarto disco, “Hymns Of Blood And Thunder”, donde podemos apreciar que mezclan el heavy metal clásico con el doom y un añadido toque épico a las canciones.

En los dos primeros temas es donde más metálicos se muestran. “Chaos Calling” es el más rápido del álbum. Me recuerda al tema “Trashed” de Black Sabbath, tiene ese espíritu, aunque a estos chicos les gusta amainar su música a mitad de composición como harán en más canciones. A propósito de Black Sabbath: va a ser el referente más nítido (junto a una serie de bandas de culto norteamericas) para definir el sonido de The Gates Of Slumber. ”Death Dealer” continúa mostrándolos en su faceta más heavy y poderosa, siempre con la voz de Karl Simon dándole ese carácter místico y oscurantista.


Su inclinación más doom es más notable en la tercera pieza, “Beneath The Eyes Of Mars”. Se puede decir sin ambages que este es un tema de Doom Metal. Esa tesitura de metal lúgubre se aprecia también en “The Doom Of Aceldama” para dar luego un respiro con “Age Of Sorrow”, una breve instrumental de aires misteriosos. Con “The Bringer Of War” vuelven más épicos y heavies; en una especie de mezcla entre los primeros Manowar, Cirith Ungol, Manilla Road y aquella banda que encumbró a Ozzy.


“Descent Into Madness” es un medio tiempo envuelto en tinieblas. Su larga duración lo hace más proclive al aburrimiento. No obstante, sus solos son llamativos y sus influjos de Sabbath se dejar ver incluso en las baterías. Tras uno de los temas más paranoicos del disco, se alzan con el puro Heavy Metal de “Iron Hammer”, partitura que no rehuye del Doom en el tramo central del tema.


“The Mist In The Mourning” es una canción totalmente diferente. Es un ejercicio coral con voz masculina y femenina, que debido al papel totalmente secundario e irrelevante de su instrumentación es prácticamente un tema a capella. De la épica de éste último, pasamos al Heavy Metal de “Blood And Thunder”, de fuertes guitarras pero exento de celeridad.


Sería difícil no situar su estilo cerca de los primeros Black Sabbath o meterlos en el saco de bandas como Cathedral. Aunque insisto, estos son un bastante más metálicos que la mayoría de bandas de doom. O dicho de otro modo, más doom que la mayor parte de bandas que practican un Heavy Metal atemporal.

BATTLEWITCH "WESSEX STEEL" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Battlewitch es un combo británico formado en 2005 con el único propósito de dar rienda suelta a su pasión musical, que no es otra que el Heavy Metal. Andrew Maslen (voz), Greg Anderson (guitarras), Jim (bajo) y Kev Sibley (batería) son los autores de “Wessex Steel”, ópera prima de la banda, que ve la luz con la ayuda de Gallipoli Records.


El disco contiene ocho temas. "Fight To Win" es el primero y con el que dan a expresar su modo de entender el Heavy Metal, con un sonido que discurre por su vertiente más clásica. "Doom Or Day", tiene un aire a lo Running Wild pero con un sonido claramente cavernoso y underground. Es ahí donde afloran las deficiencias de Battlewith: en la producción. Sin ir más lejos, el sonido que le han sacado a la batería en este tema no es el más idóneo, aún así es uno de los cortes más destacados junto con la continuamente cambiante en cuanto a tempos "Talisman", tercer corte del álbum.


La verdad es que no estamos ante ningunos virtuosos pero tampoco lo hacen mal los chavales. Continuan su cruzada con "The Devil´s Blade" y el medio tiempo de cotas metálicas "Merlin´s Ryffe". "Reptilicus" tiene un estribillo bastante empachoso, bastante cansino, aunque la cosa mejora con "Heathen", pese a no ser una maravilla. Con "Plague Of Chaos" rematan un disco que no pasará a la historia pero que pone en el mapa del metal a Battlewitch.


Metal de carácter underground que con un poco de lucha y de esfuerzo puede escalar posiciones. Lo malo es que el verdadero Heavy en el Reino Unido no recaba la atención que se merece.

viernes, 25 de septiembre de 2009

SONATA ARCTICA "THE DAYS OF GRAYS" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


“Unia”, el anterior disco de los fineses creó controversia. Este esperado “The Days Of Grays” puede llegar a crear indiferencia de cara a entregas futuras puesto que la magia de antaño parece diluirse. Del mismo modo, no es lo que esperan muchos aficionados.


La bifurcación de caminos del guitarrista Jani Liimatainen y del cantante Tony Kakko hace ya más de dos años parece tener un claro sentido: las diferencias musicales. Ya dije que el disco de Cain´s Offering gustaría a los seguidores de Sonata Arctica, pero las nuevas canciones del conjunto liderado por Tony Kakko, asaltan mis dudas. El reemplazo de Liimatainen, Elias Viljanen, el cual ha sacado un disco en solitario entre “Unia” y “The Days Of Grays”, ni siquiera tiene tiempo para lucirse.


“Everything Fades To Gray” introduce de modo orquestal y con el teclado las teclas en primer plano a “Deathaura”, en el que primero entra una voz femenina y más tarde aparece la de Kakko. Mucha orquestación en un tema power sinfónico con diferentes cambios enérgicos. Ya desde el comienzo apreciamos el toque teatral con el que rocían las canciones y que tenemos delante temas de esos que precisan varias escuchas hasta llegar a enganchar, si es que lo consiguen.


“The Last Amazing Days (single edition)” es de lo mejor, sin duda, de lo poco que se salvaría de la hoguera. Clásico sonido de Sonata Arctica con esa vena más comercial que requiere un single. “Flag In The Ground” (otro de los singles) es la más power de todo el álbum, con unas guitarras con un regusto folclórico irlandés y un estribillo de esa guisa. Hasta aquí lo bueno, que tampoco era demasiado.


“Breathing” es una balada con las características del ‘power’ sinfónico que hacen ahora. También es el comienzo de una decadencia total en cuanto a fuerza, que adolece de ella por todos lados, y lo que es más importante, de calidad. La producción es muy buena y la ejecución de los temas es genial pero los temas no tienen ese feeling necesario. La teatrales “Zeroes” y la siguiente “The Dead Skin” le hacen un flaco favor a la música de Sonata Arctica. Por momentos, ni siquiera me atrevería a decir que estamos ante una banda de power metal y sí de power-pop sinfónico. Continúa el descalabro con “Juliet”, tema de los más potentes y eso que no lo es. No es de extrañar que la siguiente pieza “No One Can Heal A Broken Heart” vuelva a ser un medio tiempo. Esta vez vuelven a servirse de la colaboración femenina a las voces.


Baladas como “As If The World Hasn´t Ending” o el medio tiempo “The Truth Is Out There” no incitan a más escuchas. Las mismas melodías de apertura sirven también de cierre pero esta vez la versión completa de “Everything Fades To Gray (Full Version)” lleva el aderezo de la voz de Kakko.


El carácter teatral de las canciones no les hace ningún bien en una retahíla de medios tiempos y baladas desaboridos. Que Kakko sea el protagonista casi absoluto, tampoco (los demás músicos están casi siempre en un segundo plano), así como que las líneas vocales vayan a su libre albedrío. Que renieguen del sonido de sus primeros discos (los mejores para la mayoría), tampoco ayuda, por lo que ya pueden ir pensando en granjearse una nueva y diferente base de fans. Para ser del norte creo que lo están perdiendo (musicalmente hablando, claro). Sonata Arctica son en la actualidad Tony Kakko (voz), Elias Viljanen (guitarra), Henrik Klingerberg (teclados), Marko Paasikoski (bajo) y Tommy Portimo (batería). El pasado es suyo.

KISS "SONIC BOOM" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


lunes, 21 de septiembre de 2009

EUROPE "LAST LOOK AT EDEN" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Tercer paso discográfico de los suecos Europe de esta su segunda etapa, en la que volvieron al redil musical con la formación clásica.


El conjunto sueco nos dejó un EP de adelanto titulado igual que este disco, piedra de toque para lo que sería el definitivo lanzamiento que por fin está en nuestro poder. “Last Look At Eden” sigue siendo una patada más para el despeje de la música que les convirtió en estrellas, sonido que se correspondía con una moda imperante y que incluso pudiera llegar a ser forzado por ese motivo.


Un preludio orquestal llamado simplemente “Prelude” precede al tema homónimo del disco, “Last Look At Eden”. Se trata del single y del primer tema que subieron a la red para disfrute del personal. Rápidamente apostaron por él como apertura de sus conciertos. Lleva una potente carga sinfónica, con unos teclados que le dan un toque épico, mas con un sonido muy actual.


“Gonna Get Ready” es otro de los temas destacables. Fácilmente te podrá recordar al trabajo de grandes bandas que despuntaron en los setenta. Un pasado que asoma de nuevo con “Catch That Plane”. Imposible componer un tema así sin conocer la obra de Jimi Hendrix.


No podían faltar las baladas y “New Love In Town” es la primera. Es una fantástica canción con dedicatoria incluida. Va dirigida al recién nacido vástago de Tempest. “The Beast” va en una onda “Love Is Not The Enemy”, algo así como lo más duro que están dispuestos a ofrecer los suecos en estos tiempos. “Mojito Girl” es otro de los temas que se dejaron caer antes del disco y que incluso interpretaron en algunos shows. Se desarrolla sobre una base bastante rainbowniana.


“No Stone Unturned” es un medio tiempo con una ornamentación orquestal fundamental en el desarrollo del mismo. Michaeli se muestra más partícipe que nunca dejando un solo de teclado en esta canción, de las que más me ha gustado del disco. “Only Young Twice” también tiene una base clásica con una cuidada orquestación.


Los temas más ‘extraños’ son “U Devil U” y “Run With The Angels”. Digo extraños porque toman otro cariz en cuanto a sonido, mostrando a unos Europe más psicodélicos. Ponen el broche final al disco con “In My Time”, pincelando un cuidado sentimiento de blues en esta fenomenal balada, con John Norum demostrando una vez más que con seis cuerdas es todo un as.


La labor de Mic Michaeli a los teclados, principalmente, se circunscribe a determinados arreglos orquestales, la voz de Joey Tempest indaga en nuevas tesituras mostrándose más madura y elegante, la base rítmica formada por John Levén e Ian Haugland continúa a la altura de una gran banda y John Norum se muestra como lo que es, un crack de las seis cuerdas, versátil y virtuoso, sacando sus influencias del blues en varios temas.


Llevan la música que les marcó en los setenta a una dimensión totalmente actual, muy moderna, incluso futurista podríamos decir, pero con esa consistente base setentera inamovible en muchos cortes.


Desaherrojados de los grilletes que pudieran oprimir su libertad creativa, libres de la presión y pretensiones de una discográfica poderosa, Europe, ahora en Edel Music, campa a sus anchas facturando la música que le place como le place. Una propuesta arriesgada, sí, pero no exenta de una calidad enorme. Definitivamente, lo adopto como el mejor álbum de su segunda etapa.

HAZY HAMLET "FORGING METAL" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Hazy Hamlet, metal forjado en Brasil que desde 1999 intenta abrirse paso. Después de una demo (“Hazy Tales”, 2001), un EP (“Revelation”, 2003) y un single (“Chrome Heart”, 2009), por fin debutan con un disco titulado “Forging Metal”. El disco se vende a través de la página oficial del grupo.


Orgullosos de autofinanciarse el material y de gozar de una autonomía, Arthur Migotto (voz), Julio Bertin (guitarra), Fabio Nakahara (bajo) y Cadu Madera (batería) practican un estilo denominado Heavy Metal.


“The Beginning Of The End (part I)” es una intro hablada que enlaza con “The Beginning Of The End (part II)”, donde Hazy Hamlet dan muestras de su poderoso Heavy Metal en uno de los mejores cortes del álbum.


El disco sigue unas directrices claras, únicamente Heavy Metal como se puede observar en piezas como las siguientes “Black Masquerade” y “Metal Revolution”. Sin embargo, también hay lugar para composiciones lentas como “Field Of Crosses”, donde planea la sombra de Grave Digger. Un tema que coge fuerza por mor de los guitarrazos y los épicos coros en el estribillo para animarse en su parte final a base de solos y de la enérgica voz de Arthur. “Funeral For A Viking” lleva una pegajosa melodía, muy a lo Running Wild.


El Heavy Metal de puño en ristre toma forma en “Chrome Heart”, que de nuevo te puede recordar a Grave Digger y que forma parte del repertorio esencial de los brasileños. Su metal aguerrido se torna más épico que nunca con “Chariot Of Thor” y el homónimo “Forging Metal” es un obvio ejercicio de metal ochentero, aunque en sí lo es todo el disco. Acaban con “The Faces Of Illusion” una composición más extensa gracias a sus minutos instrumentales del comienzo.


La voz de Arthur Migotto es una clara seña del sonido de Hazy Hamlet aunque se le podría reprochar su linealidad. De todos modos, los fans de grupos como Grave Digger, Manilla Road o Running Wild, por citar algunos, estarán contentos con la propuesta de Hazy Hamlet siempre y cuando gusten de ese regusto underground que destila su música. Con una producción un poco más cuidada pueden comenzar a patear culos ya mismo.

ILIUM "AGELESS DECAY" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Desde Australia (Newcastle), nos llega el cuarto CD de esta banda, formada por Kaspar Dahlqvist (teclados), Jason Hodges (guitarra), Adam Smith (bajo), Tim Yatras (batería), y con la novedad de contar para este disco con la voz del ex-Riot y ex-Masterplan, además de otros proyectos, Mike Dimeo.


Contando el trabajo con 12 temas:


01. “Mothcaste”.

02. “Hibernal Thaw”.

03. “Tar Pit”.

04. “Omnipaedia”.

05. “Xerophyte”.

06. “Nubia Awakes”.

07. “Ageless Decay”.

08. “Eocene Dawning”.

09. “Fragmented Glory”.

10. “The Neo Mortician”.

11. “The Little Witch Of Madagasgar”.

12. “Idolatry”.


Desarrollan un power metal con tintes progresivos, contando con una clara producción a cargo de Adam Smith y Jason Hodges, que también han producido sus dos anteriores trabajos, a la que acompañan melodías de teclado y riffs pegadizos que elevan las voces del señor Dimeo, la apuesta fuerte del disco, cuyos servicios, puedan valer para subir de nivel al grupo o simplemente quede en una colaboración.

WILD DEMISE "WILD DEMISE EP" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Desde México (Cancún, Quintana Roo) nos llega este EP grabado por estos cuatro chavales; Rudy Lozano (voz, guitarra, teclados), Fidel Canto (batería), Alex Rodríguez (guitarra) y Orlando Recio (bajo) en los estudios Mircoli de Cancún con ayuda de Erwin Ríos cuya mezcla y masterización se han llevado a cabo en Estados Unidos a cargo de Ron Taylor y Bob Ohlson.


El EP, que trata sobre una batalla épica contra el enemigo, está compuesto por 5 cortes:


01. “The Warrior”; tema con el que abren el EP y en el que ya se empieza a notar cierta reminiscencia de Children Of Bodom en la intro del tema.

02. “Chains”; destaca el uso del teclado o el sintetizador con un sonido parecido a un clavicémbalo.

03. “Twilight End”; sobresale la batería en este corte con los cambios de ritmo.

04. “Black Breeze”; doble bombo machacón, otra vez la atmósfera que crean los teclados dejan ver las influencias.

05. “Ancient Years”; tema instrumental, bastante largo, el cual comienza de manera sosegada y va en incremento, de cara al final hay un juego entre canales izquierdo y derecho, y se pueden escuchar varios efectos, aunque este tema al ser tan largo se hace un poco pesado y aporta poco.


EP, de Death Melódico Progresivo, en el cual se advierten en algunas partes claras influencias. Es reseñable el uso del sintetizador, que aporta el toque melódico al conjunto y lo enriquece. Buena carta de presentación de los de Cancún, aunque todavía les queda bastante terreno que recorrer.

SAINTSBLEED "THE MIGHTY MONSTER" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Desde Alemania (Baden-Wüttemberg), Sasch Menschl (voces), Twain Friedrich (guitarras), Jens Haubmann (guitarras), IJ Schütz (bajo), Mister Pasaric (batería), y a través del sello discográfico creado por ellos, Mighty Monster Records, llega este trabajo que han producido y al cual han dotado del sonido del que hacen gala los 12 temas que componen el disco:


01. “Mighty Monster”; abre el disco de una forma rápida y contundente con un buen trabajo de coros.

02. “Till We Fly”; regrabada del EP.

03. “Human Virus”; este tema es un poco más flojo. Empieza con un murmullo.

04. “The Path Of The Warrior”; de las que entran a la primera escucha, con un pegadizo estribillo.

05. “Inhabitans From Earth”; un sonido un poco más innovador, con voces en segundo plano y efectos de teclado.

06. “Bleed Attack”; tema rápido, con un buen trabajo de coros.

07. “Atlantis”; el tema más largo, con una buena base rítmica.

08. “Saber Rider And The Star Sheriff”; cover de un anime de dibujos japonés. Incluye el efecto de los rayos de la sintonía original.

09. “Twisted Truth”; también regrabado de la demo.

10. “Anytime”; sigue la tónica del disco.

11. “Rise Of The Psycho”; tema en el que se aprecia en la intro y a lo largo del mismo la colaboración de una voz femenina.

12. “Revelation (3:12)”; en referencia a la fecha de nacimiento de Sasch Menschl.


En este plástico no vas a encontrar a un voceras de registros estratosféricos y cuidada técnica vocal, en cambio la áspera voz de Sasch Menschl, junto a los poderosos coros aportan el ingrediente indicado para acompañar a la base instrumental. El hecho de que en 2003 editaran un EP con cuatro temas en forma de demo, nos brinda la posibilidad de calificar este plástico como un notable debut de esta banda de METAL ALEMÁN, que sólo deberían solventar pequeñas deficiencias de cara a una nueva entrega.

viernes, 18 de septiembre de 2009

TRICK OR TREAT "TIN SOLDIERS" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Una banda que se dedica a tributar la música de Helloween, que menos que tener un nombre relacionado. De ahí sale Trick Or Treat. Pero las versiones ya son agua pasada y ahora estos chicos italianos componen su propio material, pero claro, sin perder de vista a su banda favorita. “Tin Soldier” además, usa de reclamo las colaboraciones de Michael Kiske en dos temas y de Michele Luppi en uno.


Desde la intro “A Night In The Toyshop” empiezan a salir a flote las influencias de la banda cuyo sonido ilumina el proyecto: Helloween. De esta guisa tenemos el primer tema propiamente dicho, “Paper Dragon”, que baila al son de un Happy-power-metal veloz. Menos acelerada, pero también ‘dando calabazas’ tenemos “Take Your Chance”. En esta última colabora Michele Luppi.


Retoman las composiciones rápidas con “Freedom” y llegamos a uno de los temas más esperados, “Hello Moon”. Estos chicos saludan a la luna con la colaboración de Michael Kiske en un precioso medio tiempo muy en la onda de las canciones que el ahora calvo vocalista alemán sí está dispuesto a cantar. Léase Place Vendome recientemente, por ejemplo.


“Elevator To The Moon” es posiblemente la oveja negra del álbum, no porque sea un tema extraño sino porque en él se desmarcan del sonido Helloween, pero poco dura este viraje en el sonido. Si el anterior corte, se desligaba de las influencias de Helloween, volvemos ahora a la normalidad con “Loser Song”.


De nuevo el disco cobra otra dimensión con la balada “Tears Against Your Smile” con Michael Kiske haciendo de las suyas una vez más. Con “Final Destination” recuperan la vitalidad con su estilo predominante y por fin llegamos a los temas que a mi juicio les han quedado más redondos, los dos últimos: “Tin Soldiers Pt. 1” y “Tin Soldier Pt. 2”. El primero es una atractiva instrumental muy melódica y el segundo lo mejor del disco, con lo que considero debe ser el sonido de la banda en el futuro.


Trick Or Treat son: Alessandro Conti (voz), Guido Benedetti (guitarra), Luca Cabri (guitarra), Leone Villani Conte (bajo), Nicola Tomei (batería).

Suenan a Helloween por los cuatro costados, la producción es buena y cuenta con la participación de musicazos. Tú mismo.

SOLITARY SABRED "THE HERO, THE MONSTER, THE MYTH" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


BLOODBOUND "TABULA RASA" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Bloodbound regresa con su tercer álbum. En él, Urban Breed vuelve a ser el vocalista de la banda en detrimento de Michael Bormann que tan sólo se limitó a grabar el anterior “Book Of The Dead”, un disco más orientado hacia el hard rock melódico. Urban compagina en la actualidad Bloodbound y Piramize. Junto a él, completan la banda los guitarristas Tomas Olsson y Henrik Olsson, el bajista Johan Sohlberg, el teclista Fredrik Bergh y el baterista Pello Ekerlind. Por otro lado, el grupo prescinde su contrato con Metal Heaven y publica este trabajo con Blistering Records.


En la distancia quedan ya los tiempos de “Nosferatu”, un disco que me encandiló con su power metal clásico y que tristemente ya no se asocia al sonido actual de Bloodbound. Tampoco el anterior “Book Of The Dead”. Lo que presentan ahora los suecos es una relación de temas de power metal melódico con altas miras progresivas y cuidados detalles técnicos, por lo que cada disco de Bloodbound es de su padre y de su madre, como se suele decir.


Rápidamente enfocan el contenido del disco con “Sweet Dreams Of Madness”, melodías efectivas y toques progresivos dentro de un metal melódico en el que se nota que la voz está muy trabajada. “Dominion 5” sigue esa senda, aunque tiene un riff que te puede recordar a Annihilator. Su cambio de tempo a mitad de partitura les ha quedado bastante bien. “Take One” resulta un power más convencional con un riff muy heavy y unas melodías generosas son puntales básicos en este tema.


El corte homónimo viene dividido en dos partes: “Tabula Rasa” y “Tabula Rasa Pt. 2 (Nothing At All)”. Sobresalen por su gran estribillo, mas no entiendo su la ubicación en el CD de las mismas (pistas 4 y 6). Participo de la opinión de que deberían ir unidas o al principio y final, restpectivamente. Pero entre estos dos temas tenemos “Night Touches You”, un medio tiempo con un tratamiento de guitarras exquisito y un Urban sensacional.


Como también hay temas de power melódico más prototípicos, pues tenemos “Plague Doctor”, para seguir con tintes más progresivos en “Master Of My Dreams”. “Twisted Kind Of Fate” y “All Right Reserved”, donde juguetean con riffs más duros pero plegándose siempre a las exigencias melódicas de sus estribillos, dan por terminada a la edición normal. Si te haces con la otra, como bonus track podrás encontrar el tema “Crying Kitten”, metal de ciencia ficción en su vertiente instrumental en el que observamos a unos Bloodbound bastante experimentales.


También y, antes de terminar, quiero recalcar que “Tabula Rasa” podría estar firmado tranquilamente por Nocturnal Rites, o dicho de otro modo, los fans de este combo catarán con gusto este disco.


Sus temas irradian buenas melodías y buenos solos de guitarra, a la par que la voz de su excelso cantante es siempre un comodín. Su metal melódico más técnico y progresivo que nunca, con un recorrido más largo en matices que en sus obras predecesoras, lleva a Bloodbound a otra esfera. Una banda que comenzó mirando al pasado y que termina mirando al futuro.

miércoles, 16 de septiembre de 2009

OUTLOUD "WE´LL ROCK YOU TO HELL AND BACK AGAIN" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Frontiers nos viene ofreciendo un granado catálogo de bandas melódicas de diversos estilos a cual mejor pero con Outloud nos traen la joya de la corona.


“We´ll Rock You To Hell And Back Again” lo firma un grupo que comprende en sus filas a dos miembros de Firewind, el guitarrista y teclista Bob Katsionis y el batería Mark Cross y a gente como el bajista Jason Mercury, el guitarrista Tony Kash y el fenomenal vocalista norteamericano Chandler Mogel (Talon). El álbum fue grabado en Atenas y mezclado por un experto conocedor de sonido de los ochenta como Tommy Hansen (Helloween, TNT,…).


El artefacto sonoro comienza a cautivar con “What I Need” un temazo de hard rock que guarda la pura esencia de bandas como Whitesnake pero sobre todo los Rainbow de los primeros ochenta, siendo esa década va a iluminar el camino por el que transita en todo momento el sonido de Outloud.


Para el siguiente corte, “We Run” han grabado un video clip. En él, Outload se desmarca con un fenomenal tema de hard melódico con un gran estribillo. El siguiente tema “Tonight” lleva por bandera unos teclados más ochenteros que la teleserie “V”, fácilmente asociables con los primeros Bon Jovi. Canción accesible o comercial, como prefieras, pero de una indudable categoría. “Search For The Truth” es de esas que le queda a uno sin palabras. ¡Vaya pedazo de tema!


Como en todo disco de hard rock ochentero que se precie debe haber baladas. Llega la primera: “This Broken Heart”. Y que queréis que os diga, cuando las cosas se hacen bien, se hacen bien. Estamos ante una gran balada arropada por una justa orquestación en sus momentos álgidos y cuyo solo es breve pero lleno de sentimiento.


“Breathing Fire” levanta el ambiente con su heavy melódico siempre inspirado, para continuar con “Wild Life” cuyo sonido es comparable a unos Europe por el desarrollo o a los Riot de los más tempranos ochenta por su estribillo.


El hard rock americano creó escuela y Outloud se postulan como avezados alumnos en temas como “Broken Sleep” o la fenomenal “Out In The Night”, donde de nuevo me vuelven a recordar a los grandiosos Riot. Hard & Heavy melódico sublime.


Llegando al final nos topamos con la segunda balada de esta maravilla llamada “We´ll Rock You To Hell And Back Again”. Titulada “Lovesigh”, nos presenta a Outloud en su faceta acústica y, sí señor, esto es una BALADA con todas sus letras y con mayúsculas. Mas el álbum no acaba ahí y nos queda tiempo para rematar con el tema más heavy de todo el redondo y el que da nombre a la banda “Outloud”. ¡Vaya forma de rematar un álbum!


No hay ningún tema que devalúe el disco. La mejor descarga de Hard Rock que te puedas encontrar está aquí.

lunes, 14 de septiembre de 2009

MEGADETH "ENDGAME" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Hoy 14 de septiembre, se pone a la venta “Endgame”, el nuevo disco de Megadeth. Ayer, 13 de septiembre Dave Mustaine cumplía 48 años. No nos queda sino felicitarlo por este magnífico trabajo.


Desde que Megadeth se dejara de experimentos tipo “Risk”, vienen ofreciéndonos un repertorio a cual mejor en lo que de nuevo siglo y esa paulatina mejoría se comprueba una vez más ahora con “Endgame”, álbum en el que debuta discográficamente el guitarrista Chris Broderick, quien ya se hizo miembro del grupo para la gira de “United Abominations”.


Los temas del álbum vienen caracterizados por la mezcla de sonidos de diferentes discos añejos de Megadeth y por la incesante cantidad de solos de guitarra. Las guitarras tienen un papel enorme en este disco. Y ya desde el tema inicial nos machacan con un tema instrumental en el que los dos guitarristas se explayan a su gusto: “Dialectic Chaos”. Han pasado ya 21 años desde que Megadeth no abría un disco con un tema instrumental. Me remito al “Into The Lungs Of Hell” del “So Far, So Good,… So What?” donde Mustaine y en este caso, otro Chris (Poland) también sacaban sus guitarras a paseo.


El segundo tema, “This Day We Fight” es una exhibición de lo que Megadeth puede dar de sí hoy día, que es mucho. Arranca con el descaro metálico de “Wake Up Dead” pero con más fuerza aún. Mustaine canta con la garra de antaño y con un mar de solos este tema tiene reminiscencias de los Megadeth de la década de los ochenta.


“44 Minutes” lleva una introducción hablada, típica dentro del proceder musical de Megadeth, para dar paso a un medio tiempo donde la voz de Dave desprende la justa musicalidad para que no estemos hablando de un tema narrado. Su melódico estribillo le confiere el don de habitual tema más contemporáneo dentro de lo que es la maquinaria Megadeth.


“1320” fue la segunda muestra pre-disco. Otro tema fuerte. En él ahondan profundamente en sus raíces con un riff que parece sacado del mismísimo “Killing Is My Business And The Business Is Good”. Seguimos. “Bite The Hand That Feeds” está claramente inspirada en “Rust In Peace”, mientras que “Bodies Left Behind” es una obvia continuación del sonido de los noventa. Te puede retrotraer a temas como “Trust” o cuadrar en “Youthanasia” si atendemos a su estribillo.


“Endgame” es uno de los temas más trabajados del disco al tratarse de un tema muy cambiante. Sobresale su cambio de ritmo, que lo eleva a otra dimensión, un mundo de poderosos riffs y excelsos solos de guitarra, alguno de ellos parece sacado del “Rust In Peace”. También hay tiempo para recordarnos el arranque de “Skin O´My Teeth” y es que este disco de Megadeth es un reencuentro intencionado con el pasado glorioso de la banda.


“The Hardest Part Of Letting Go (Sealed With A Kiss)” también es un tema interesante. Sus primeros compases discurren con la voz de Mustaine en su faceta más baladística arropada por arreglos orquestales, hasta que se produce una explosión metálica plena de riffs galopantes y con una curiosa melodía de teclados en lo alto. Aquí Mustaine recupera la temática metafísica que tanto le gusta y, musicalmente, la fuerza adquirida tras el cambio de ritmo termina sucumbiendo a un melancólico estentor.


“Headcrusher” fue el primer tema que se adelantó a la salida del disco. Una canción muy fuerte, muy heavy. Tralla, guitarras sublimes y Mustaine cantando como nunca. Otro de los temas que más me ha gustado ha sido “How The Story Ends”, un temazo que encandila desde el primer riff y que encajaría a la perfección en “Symphony Of Destruction”, como en “Youthanasia” cuadraría el tema final “The Right To Go Insane”, composición que comienza con el bajo de Lomenzo y que termina como arrancó el álbum: con Mustaine y Broderick sacando chispas de sus instrumentos. Resaltar que la producción de Andy Sneap también tiene parte de culpa, que ha trabajado en este disco más de cinco meses.


Si hay que equiparar este álbum a algún otro disco de Megadeth, este sería “United Abominations”, más que nada por su proximidad temporal y por ese espíritu que les une de recuperar el estilo clásico de la banda a base de magníficas composiciones, aunque este se decante mucho más por el gusto por los solos de guitarra. Chris Broderick tiene gran culpa de ello, el otrora hacha de Jag Panzer, es la pareja de baile ideal para Mustaine, y con él, y junto al bajista James Lomenzo y al batería Shawn Drover, podemos decir que por fin Megadeth tiene una alineación idónea.


Metal pleno de poder con duelos de guitarra a raudales. Signando discos así, Megadeth debería recuperar de inmediato el terreno perdido y alzarse de nuevo a la cúpula de grandes bandas metálicas.

miércoles, 9 de septiembre de 2009

SARATOGA, Campo de Fútbol de Urtinsa, Alcorcón, Madrid, 05-09-09. Crónica de Heavy Metal Fire.

En pleno umbral de la salida del octavo disco de Saratoga, el conjunto madrileño actuaba el pasado día 5 dentro del marco de festejos de las fiestas de la localidad madrileña de Alcorcón.

El próximo 5 de octubre se pondrá a la venta el nuevo disco, mientras que ya está disponible un maxi con tres temas. Todos vendrán incluidos en el álbum, cosa que no deja de parecerme absurda. Cómo suenan lo nuevo de Saratoga en vivo sigue siendo una incógnita, pues la banda de Niko Del Hierro no quiso tocar nada de su inminente nuevo lanzamiento.



Su set se centró, por tanto, en los clásicos habituales que viene interpretando la última formación dando gran protagonismo a los compuestos por Del Hierro. Abrieron con “Resurrección”, un tema que vaticino no durará mucho dentro de los repertorios del grupo y continuaron con “El Vuelo Del Halcón”, uno de sus más novedosos éxitos. “Tras Las Rejas” y “A Morir” son siempre un seguro de vida. De nuevo cosecha más reciente con “Gran Mago” para continuar con “Ave Fénix”, “Se Olvidó”, “Dueño Del Aire” y “El Guardián”, todos ellos sonando con gran precisión en la ejecución y con una estupenda calidad de sonido.



“Perro Traidor” es un auténtico clásico, sonando fantástico a la vez que Tony Hernando hace suyos los otrora punteos de Jerónimo Ramino con una fenomenal clase. La banda suena compacta, plenamente acoplada. Los correteos y virguerías con el bajo de Niko son una clara seña de identidad de la banda, la pegada de Andy nunca pasa desapercibida y T. Novoa se erige como sustituto ideal de Leo.



“Sigues estando (en mi vida)” es la única balada que interpretan en una recta final que ya vendría plagada de clásicos. “Ángel De Barro” suena grandioso mientras que T. Novoa casi sucumbe a las exigencias vocales de “Las Puertas Del Cielo”. Logró que apenas se notara. “Vientos De Guerra” suponía el fin de fiesta a otra actuación de una banda que nunca decepciona. Saratoga tiene tablas y un repertorio fabuloso.

MURO, Campo de Fútbol de Urtinsa, Alcorcón, Madrid, 05-09-09. Crónica de Heavy Metal Fire.

“Speed Metal a tope, la banda más dura, el grupo más duro se llama… MURO” Con esa presentación arrancaba el primer disco de Muro (grabado en vivo en la madrileña y extinta sala Barrabás) y con esa misma arenga a los fans daba comienzo la actuación de los madrileños aquella noche en Alcorcón. No es de extrañar, por ende, que comenzaran a ponerlo todo patas arriba con “Acero Y Sangre” y la posterior “Juega Fuerte”.


Como bien quiso recordar Silver, estábamos ante una gala especial con la reunificación de la formación clásica. En otras circunstancias hubiera resultado sorpresiva la incorporación de un tema como “Extraño Poder” al set-list, pero habida cuenta del carácter exclusivo de la actuación se entiende perfectamente dicha inclusión en el repertorio.

Los dos primeros discos de la banda fueron los protagonistas del concierto, que un poco más y los disfrutamos enteritos. “La Maldición De Kcor”, la ‘balada’ “Mata”, “Juicio Final” o la inevitable “Traidor”, nos recuerdan que Muro firmó muchos los puntales básicos del Heavy Metal en este país. “Epílogo”, “Telón De Acero” o la mente asesina de “Solo En La Oscuridad” refrescan con un pundonor inquebrantable aquel fenomenal primer disco de estudio de la banda. La traca final llegó “Como Un Ciclón” haciendo corear al público y tras el bis, “Mirada Asesina”, con Ángel Romero (organizador del evento) subido en el escenario cantando con ellos ese insigne estribillo.



Muro, que gozó de un sonido cojonudo durante todo el show, demostró que tiene cuerda para rato dejándonos un concierto para recordar.

ZENOBIA "ALMA DE FUEGO" (2009). Review by Heavy Metal Fire.


Zenobia es una formación riojana que autoeditó su debut discográfico allá por 2005 (“Luchando Hasta El Final”) sufriendo un parón considerable después hasta que este mismo año veía la luz su nuevo álbum. Parte de culpa la tienen los cambios en el line-up del conjunto, que comenzó como quinteto y que ahora configura como cuarteto compuesto por Jorge Berceo (voz y guitarra), Ángel Pascual (guitarra), Jorge Algarabide (bajo) e Iñaki (batería), siendo este último la gran novedad del combo, otrora baterista de los conciudadanos Tierra Santa. A favor de Zenobia podemos decir que ganaron un concurso para participar en la IX edición del festival Granito Rock, celebrada este mismo verano.


“Alma De Fuego” fue grabado en los estudios Track 6 de Logroño (igual que su predecesor) y se publica bajo el sello que ellos mismos manejan: Rock Music Entertainment.


“Renace” es el nombre de la introducción con la que se activa esta segunda entrega de los riojanos. “La Tormenta” tiene un riff rápido y unas melodías que lo han de convertir en un tema insigne en el repertorio del grupo. “Ícaro” es otro tema veloz, un cruce entre Hammerfall (su inicial riff a lo “Legacy Of Kings” así lo atestigua) y Tierra Santa, siendo éstos un espejo en el que Zenobia se mira en varios temas del disco. Un ejemplo evidente es el siguiente “Alma De Fuego”, que con sólo empaparte de sus primeros acordes y de su clásica base rítmica, ya quedas impregnado del sonido de Tierra Santa. Esa batería es inconfundible.


“Dentro De Mí” tiene un tempo más calmado, muy melódico, una canción que despunta como un medio tiempo poderoso y excelente. “Lo Llevo En La Sangre” me recuerda a Silver (Muro, Silver Fist) por el registro del que se vale Jorge, similar al del madrileño. Seguramente este tema se compuso con las miradas puestas en el directo por esos coros que tiene. “Sin Mirar Atrás” es otro tema muy bueno que suena muy Heavy.


Las influencias de otras bandas hispanas no se remiten sólo a Tierra Santa. “La Historia Terminó” lleva por estribillo un ejercicio de ineludibles reminiscencias de Warcry. Proseguimos con el corte más lento del álbum, “Si No Estás Junto A Mí”, que cuenta con la ayuda de un piano en sus primeros compases para ganar fuerza a media que transcurre la composición. Es una balada bastante ‘normalita’, de lo más flojo del trabajo. “La Traición” sirve para recupera la tralla a golpes de Speed Metal y el corte final, “Enterrado En Vida” guarda un parecido innegable con Tierra Santa.


Su vocalista se defiende y no desentona pese a no ser nada del más allá.


En líneas generales, tenemos en frente un notable álbum de heavy-power. Confiamos en que cuando se desliguen de ciertas influencias y le inyecten una fuerte dosis de personalidad a su música, Zenobia pueda dar más de sí. De todas manera es un muy buen disco.


En esos festivales patrios en los que tocan siempre los mismos, Zenobia son una alternativa válida. Lo quieran ver o no lo quieran ver.

lunes, 7 de septiembre de 2009

ALTARIA "UNHOLY" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Ya están de vuelta los finlandeses Altaria, acompañados de su nuevo disco "Unholy", y en este caso con novedades reseñables, además de el cambio de sello discográfico de Metal Heaven a Escape Music, hay que añadir la introducción del vocalista Marco Luponero, quien también ha contribuido a la composición del álbum, la grabación, mezcla y masterización del mismo, la cual les ha llevado casi medio año. Cuenta con 12 temas:


01. Alterior Motive.
02. Warrior.
03. Unholy Invasion.
04. Pride & Desire.
05. The Lake.
06. Danger Zone.
07. Steal Your Thunder.
08. Wind Beneath My Wings.
09. We Own The Fire.
10. Ready!
11. Never Wonder Why.
12. Underdog.

En ellos dan paso a un sonido más hard rockero que en sus anteriores entregas, y en este caso en concreto, cargado de melodías, grandes arreglos vocales y estribillos pegadizos, que facturan un muy buen disco de hard rock melódico. Recomendable.

sábado, 5 de septiembre de 2009

ROXXCALIBUR "NWOBHM FOR MUTHAS" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


Parece que ya lo vaticinaban los propios Viron con su “NWOGHM” (New Wave Of German Heavy Metal) del 2006, cuando nos llega en 2009 Roxxcalibur con su “NWOBHM For Muthas”, sí, y digo vaticinaban, porque esta banda está formada por Alex Stahl (vocalista), Andreas ‘Neudi’ Neuderth (batería), Roger Dequis (guitarra de Viron), Kalli (guitarra de Abandoned) y Mario Lang (bajista de Child In Time).


En este plástico nos encontramos todo un grupo tributo de la NWOBHM (New Wave Of British Heavy Metal), que desde la misma portada guarda la esencia de estos clásicos, gracias al diseño y labor de Rodney Matthews, que ha trabajado con bandas del calibre de Tygers Of Pang Tang, Asia, Magnum, Praying Mantis, Thin Lizzy, Nazareth, Scorpions o Diamond Head, y fotos del grupo que recuerdan a los mismísimos Witchfinder General.


Todo esto bajo la producción de Uwe Lulis, antiguo hacha de Grave Digger y la cabeza que guía el rumbo de Rebellion. Datos que configuran la muestra de lo que nos vamos a encontrar en este disco: auténticos clásicos de la NWOBHM pasados por el tamiz de un combo alemán y todo queda allí en cuanto al sonido, ya que su compatriota y productor sabe muy bien lo que se hace, dotando al grupo de un sonido fresco y potente, pero eso sí guardando la esencia de los clásicos en cuanto a su estructura y ejecución.


El disco abre con la introducción del Big Ben, cómo no, al que le siguen una serie de temas que todos deberían conocer o al menos haberlos escuchado alguna vez. Si no es así, este disco te servirá para ello: “Seven Days Of Splendour” (Jameson Raid), “Rainbow Warrior” (Bleak House), “Axe Crazy” (Jaguar), Lady Of Mars (Dark Star), “Destiny” (Trident), “War Of The Ring” (Arc), “Witchfinder General” (Witchfinder General), “Let It Loose” (Savage), “Angel Of Fear” (Radium), “Spirit Of The Chateaux” (Chateaux) y “See You In Hell” (Grim Reaper). Estos son los covers que componen el disco y dan una muestra del saber hacer de estos alemanes, no sólo en la elección del track-list para el álbum sino también a la hora de llevarlo a cabo, destacando la labor vocal de Alex Stahl, que se amolda a los temas aunque cantar como Steve Grimmett (Grim Reaper, Chateaux) es complicado, junto a la armonía del resto de miembros en la labor instrumental y la rítmica batería de Andreas Neuderth.


Y para los que la NWOBHM no les diga nada, quién no recuerda la polémica acerca de que “Welcome Home (Sanitarium)” puede estar más que inspirada en una canción llamada “Rainbow Warrior” de un grupo llamado Bleak House. Todos sabemos que el pequeño batería danés, es un fan de esta corriente.


Sin obviar a los clásicos, que para eso son sus temas, se puede decir que Roxxcalibur han grabado un buen disco de versiones con su propio toque, ¿qué temas escogerán para el siguiente?

WISZDOM STONE "RISE" (2009). Review by Sr. Metalawyer.


De los Estados Unidos de América (Jackson, Wisconsin), de forma independiente y tras la publicación de dos EP´s, “Wiszdom Stone EP” (2007) y “The Battle Rages On EP” (2008), nos llega este su primer disco “Rise”, donde Andre (vocalista), Ray Luokka (guitarra), Don Wolfe (bajo) y Brian Noone (batería), han contado con la colaboración de varios músicos, entre los más destacados el batería Casey Grillo (Kamelot) y el guitarrista Mike Stone (Queensrÿche) para dar forma a este disco de power metal progresivo.


Compuesto de 10 cortes:


01. “Rise”; tema rápido y directo para abrir, buen juego de voces sincopadas.

02. “Floods And Fires”; guitarras con una afinación grave siguiendo la tendencia de un sonido más moderno, que no es fruto de mi agrado.

03. “Unforgiven”; tema melódico.

04. “Take This Cup”; tema pesado al que los coros y el teclado le aportan un poco de aire.

05. “Without Faith”; en la onda del anterior.

06. “The Sky Is Falling”; apertura de batería y bajo con un toque más clásico, que le da un regusto especial al tema dentro del álbum.

07. “The Battles Rages”; alterna partes más melódicas con otras más crudas.

08. “Mourning Loss”; Casey Grillo (Kamelot) a la batería.

09. “Eyes Open”; colaboración en las guitarras de Mike Stone (Queensrÿche).

10. “U Should Not Fear”; abre con un bajo galopante, ritmo que predomina a lo largo de todo el tema.


Buen disco de power progresivo en el que predominan modulaciones y cambios de tiempo a lo largo de las pistas, al cual el tono y la tesitura vocal de Andre le aportan un equilibrio para hacer de esta primera entrega una buena apuesta.